PEDIR CITA
cirugía estética de nariz en Cliniem

Cirugía estética nariz, ¿por belleza o salud?

Una de las intervenciones con más demanda en la cirugía plástica es la cirugía de nariz o rinoplastia, mediante la cual se modifica el tamaño o la forma para conseguir una mayor armonía del rostro.

Los motivos para someterse a este tipo de cirugía son diversos y van desde los simplemente estéticos a solucionar problemas de salud y a menudo se realizan ambas técnicas en la misma intervención.

Las narices con alguna malformación pueden dar lugar a dificultad a la hora de respirar, por lo que reparar estos problemas mejora la calidad de vida del paciente.

La rinoplastia permite modificar el caballete nasal, corregir desviaciones de la nariz, estrechar sus alas, modificar la punta de la nariz o solucionar problemas derivados de traumatismos.

Nuestro equipo médico nos ha dado las claves para explicaros los dos tipos de rinoplastia: estética o por salud.

¿A qué llamamos rinoplastia estética? 

Este tipo de cirugía se realiza buscando una mejor apariencia y aspecto de la nariz

Es importante saber que no se puede conseguir la nariz de otra persona y que el proceso quirúrgico busca mejorar los rasgos propios para resaltar la belleza del paciente. Por lo que es primordial ponerse en las manos de un buen cirujano que sepa ver los mejores cambios en cada caso.

En las consultas previas a la cirugía se realizará un estudio del rostro para decidir cómo encajar de manera armónica la nueva forma de la nariz. Se estudia toda la nariz en su conjunto: la estructura ósea de la nariz, los cartílagos nasales y la piel.

Esta intervención se realiza bajo anestesia general o con sedación y anestesia local. Las incisiones se realizan a través de la base de la nariz o en el interior de las fosas nasales; de esta manera se pueden remodelar tanto la punta como el puente de la nariz removiendo hueso y cartílago o agregando injertos de cartílago.

La rinoplastia está desaconsejada para los menores de 18 años, ya que los huesos aún están en proceso de crecimiento.

La rinoplastia se puede realizar por belleza o por una cuestión de salud.

Y, ¿cirugía estética de nariz por salud? 

Son muchos los motivos que pueden derivar en una rinoplastia por salud. Una desviación de tabique de nacimiento o provocada por un golpe, inflamaciones nasales debidas a alergias crónicas, obstrucciones o infecciones como sinusitis, rinitis u otitis pueden ser causas para realizar una rinoplastia por salud. Incluso los ronquidos se consideran un motivo para llevar a cabo una septoplastia.

Vamos a ver en profundidad algunas de las razones médicas para someterse a una operación de nariz:

Por tabique nasal desviado

En este caso el cartílago central de la nariz no está centrado lo que dificulta la respiración por la nariz y suele ser una de las causas en las sinusitis o infecciones sinusales recurrentes.

La desviación del tabique puede ser de nacimiento o debida a un golpe que haya desplazado el cartílago.

La intervención que corrige esa desviación se denomina septoplastia y es muy común que se realice a la vez que la rinoplastia estética, ya que normalmente un tabique desviado provoca una nariz torcida.

Para abordar el problema lo más habitual es tratar tanto el tabique como el soporte estructural de la nariz. Esto mejorará la capacidad respiratoria del paciente disminuyendo los ronquidos y facilitando la práctica deportiva.

Labio y paladar hendidos

Los niños con este tipo de problema a menudo presentan algún tipo de malformación nasal.

Es bastante común que en casos de nariz hendida también haya una desviación del tabique y otros problemas funcionales como cartílago deformado o anomalías en los huesos que rodean la nariz.

Realizar una rinoplastia de hendidura puede mejorar tanto la apariencia como la función de la nariz.

Otras rinoplastias médicas disponibles en la cirugía estética

Las alergias crónicas pueden dar lugar a una inflamación nasal que dificulte una respiración normal, lo cual puede corregirse ampliando las estructuras nasales.

También se recurre a una rinoplastia por salud para eliminar pólipos y otras masas nasales que bloqueen los conductos nasales y ensanchen la nariz.

Una vez explicados los tipos de cirugía de nariz quizás te preguntes si eres apto para someterte a una rinoplastia. Aquí te presentamos una pequeña guía:

Tienes problemas respiratorios: el tener dificultad para respirar es una de los motivos principales para llevar a cabo una rinoplastia funcional. Independientemente de si se trata por una formación anormal de nacimiento de la estructura nasal como si es el resultado de lesiones que obstruyen las vías respiratorias.

Buscas una mayor simetría facial: una rinoplastia proporciona tanto beneficios médicos como una mejor apariencia de la nariz. Puedes conseguir ajustar el tamaño y forma del puente, la punta de la nariz, el perfil y la forma de las fosas nasales.

Has terminado la etapa de crecimiento: se desaconseja realizar este tipo de intervención hasta después de la adolescencia, ya que los huesos continúan creciendo y el resultado final puede no ser el deseado.

Tener una buena salud física: también es importante ser estable desde el punto de vista psicológico y tener una expectativas realistas en cuanto al resultado.

Esperamos haber resuelto las dudas que hay alrededor de la cirugía de nariz, aunque nuestro equipo médico de Cliniem resolverá en consulta estas y otras que puedan surgir sobre la rinoplastia estética o de salud.